jueves, 6 de marzo de 2014

Descubierto en Portugal el mayor carnívoro europeo hasta la fecha

En la formación geológica Lourinhã, a 70 km al norte de Lisboa (Portugal), los científicos de la Universidad Nueva de Lisboa y el Museo da Lourinhã, descubrieron varios huesos fósiles pertenecientes a un dinosaurio.
Una primera aproximación taxonómica hizo creer a sus descubridores que se trataba de la especie de terópodo Torvosaurus tanneri, hallado anteriormente en América del Norte.
Sin embargo, al comparar más detenidamente la tibia, la mandíbula superior, los dientes y las vértebras parciales de la cola con el dinosaurio americano, los investigadores aseguran que se trata de una nueva especie que han denominado Torvosaurus gurneyi. El estudio se publica en la revista PLos One.
Una de las razones que llegaron a los científicos a describir a este Torvosaurus es que las placas interdentales se desarrollan muy por encima del margen de la mandíbula y tienen un contorno subpentagonal en esta especie, mientras que en el caso de su congénere norteamericano estas placas se extienden al margen de la mandíbula y su contorno es subrectangular.
Los investigadores estiman que este nuevo ejemplar podría alcanzar los 10 metros de largo, pesar alrededor de 4 ó 5 toneladas y su cráneo mediría unos 115 cm. Se convierte en la segunda especie identificada de Torvosaurus.
El Torvosaurus gurneyi era un animal carnívoro, con dientes en forma cuchilla de hasta 10 cm de largo. y que probablemente fuera un superdepredador.
Las evidencias fósiles de otros dinosaurios estrechamente relacionados sugieren que este gran depredador estaría cubierto con protoplumas, dado que se sabe que su pariente norteamericano, el más cercano a él si tenía.