lunes, 7 de marzo de 2011

Escorpión azul

Científicos de la Isla de la Juventud (Cuba) Llevan años estudiando el veneno de una especie de escorpión llamado escorpión azul. El escorpión en concreto es una especie endémica de cuba que alcanza entre 55 y 100 mm de longitud y que posee un veneno potente. La toxina se obtiene aplicando al animal pequeñas descargas eléctricas que provocan que este expulse veneno sin inyectarlo en un cuerpo.
Recientemente se ha descubierto que el veneno esta especie de escorpión  puede curar muchos tipos de cáncer porque ataca preferentemente las células cancerígenas además de ser antiinflamatorio y analgésico si se suministra por vía oral.
El efecto de este veneno sobre las células cancerígenas es la parada en la multiplicación de estas células porque ataca a las proteínas de la membrana cancerígena (pero no lo hace de tal manera que provoque directamente su muerte) así como la estimulación del sistema inmunitario de manera que pueda eliminar esas células de forma más eficiente. Aunque todavía está en fase de desarrollo es mucha la demanda del veneno al que se le llama ESCOZUL y hay pacientes que aseguran que les desaparecieron tumores y cánceres sin necesidad de cirugía gracias a esta toxina. Parece ser que incluso cuando el cáncer está en metástasis (fase en la cual supuestamente ya no tiene cura) retrocede de forma significativa)
El único defecto de este veneno es que todavía no se ha aislado la proteína que provoca estos efectos y el veneno adulterado puede provocar malestar en el paciente (como si el animal le inyectara el veneno) y hace que todavía se investigue el veneno con el fin de poder crear un fármaco.
El hecho de que exista un fármaco que sea capaz de eliminar un tumor sin necesidad de recurrir a cirugía invasiva es un Grandísimo avance porque toda cirugía conlleva riesgo. Pero si este veneno (que ya ha demostrado su valor como remedio contra el cáncer) llega a poder comercializarse será una revolución médica porque además pacientes que hasta ahora no podían superar el cáncer ahora podrán sobrevivir o por lo menos mejorar su esperanza de vida